En esta esquina, de 526 HP y 429 lb-ft, el Shelby GT 350R; y en esta otra, con 505 HP y 481 lb-ft, el Camaro Z28
Si duda, los máximos exponentes del pony puro de aspiración natural y pensados 100% en las pistas de carreras para revivir aquellas míticas batallas de la categoría Trans Am de los años 70.
Muy parecidos en desempeño y fabricación, incluso ambos con caja manual de 6 cambios y aligerados al máximo nivel
¿Se imaginan tanta galleta en un video?
Pues bien, no lo sueñen más y ¡denle play!